Si tienes una casa o departamento con poco espacio, posiblemente ya hayas buscado algunas maneras para hacerlo ver un poco más grande. La verdad es que los espacios pequeños también tienen su encanto y si los decoras de la manera correcta pueden verse más amplios y aireados.

En esta ocasión, en colaboración con 2×3, te daremos algunos consejos que debes seguir para hacer que tu hogar se vea más grande a través de la organización y la decoración, la mejor parte es que no necesitas ser un experto para lograrlo. 

Maximiza el espacio de tu sala 

Compra muebles con patas expuestas: Puedes agregarle más espacio visual a tu sala al amueblarla con piezas con patas expuestas y sillas sin brazos, para darle a la habitación una sensación de amplitud. 

Eleva tu televisor: Un televisor puede ser una gran pérdida de espacio en el piso de tu sala. Montar este aparato sobre tu chimenea o en la pared te ahorrará espacio, al mismo tiempo te ofrecerá un aspecto moderno y menos desordenado. 

Elige el arte correcto: Elige una obra de arte de gran tamaño para colocarla en tu sala y hacer que el espacio parezca más grande de lo que realmente es. Una regla general es que el marco debe ocupar dos tercios o más de la pared. 

Mantén un ambiente neutral: Maximiza el espacio de tu sala manteniendo los colores de las paredes neutrales, en tonos claros o pasteles. También puedes iluminar el ambiente agregando espejos para reflejar la luz, especialmente si el espacio carece de ventanas o luz natural. 

Usa almacenamiento estratégico: Evita las piezas de almacenamiento voluminosas y elige estantes flotantes o librerías empotradas para tener opciones de organización sin ocupar espacio en el piso. Las piezas de mobiliario multiusos que pueden ser tanto un asiento como una mesa también son útiles. 

Piensa en grande con tu alfombra: Elegir una alfombra grande es una excelente manera de hacer que la sala se sienta más espaciosa. Ten en cuenta que lo mejor es que la pieza sea de un color claro.

Maximiza el espacio de tu cocina 

Cuelga tiras magnéticas: Puedes ahorrar espacio en el mostrador de tu cocina colgando tus cuchillos y otros utensilios de acero inoxidable de una banda magnética pegada debajo de tus gabinetes. También puedes usar este tipo de tiras para colgar los frascos de especias que más usas. 

Utiliza el espacio abierto de la pared: Los estantes flotantes son ideales para almacenar ollas, sartenes y otros utensilios ligeros. También puede usar tableros o rejillas con ganchos para colgar tus tazas de café y usar una taza más grande para sostener tus cubiertos. 

Organiza las encimeras: Mantén las encimeras y otras superficies de la cocina despejadas para usarlas estrictamente como espacio de trabajo al cocinar u hornear. 

Elige el color correcto: Al igual que en la sala, usar colores más claros y brillantes puede ayudar a reflejar la luz y hacer que tu cocina parezca más grande al instante. Mantén el color de tus paredes claro y usa tus encimeras para agregar un toque de color.

Maximiza el espacio de tu baño 

Usa el espacio sobre el inodoro: Compra una estantería que quepa sobre tu inodoro o agrega algunos estantes flotantes para ayudar a maximizar el espacio si tienes un baño pequeño. 

Libere espacio en el piso: Elige un tocador flotante para agregar espacio en el piso y hacer que tu baño se vea más grande. Puedes colocar cestas debajo de tu tocador para guardar toallas y paños adicionales. 

Agrega un espejo: Los espejos reflejan la luz, lo que hace que cualquier habitación se sienta más grande y acogedora. Ya sea que agregues un espejo de baño o un botiquín con un frente espejado, este simple toque alegrará tu espacio. 

Usa una puerta corrediza: Tener una puerta corrediza puede ahorrarte espacio en comparación con una puerta tradicional, esta es una gran opción si tienes un baño realmente pequeño.

Maximiza el espacio de tu habitación 

Compra muebles multifuncionales: Considera la posibilidad de elegir una cama con estanterías integradas. Esta es una excelente manera de agregar espacio de almacenamiento a tu dormitorio sin comprometer el estilo. 

Usa estantes flotantes: En lugar de mesas de noche voluminosas, agrega un estante flotante de cada lado de tu cama, esto hará que tu habitación se vea más amplia al instante. 

Ilumína tu habitación: Otro truco para vivir en espacios pequeños es colgar iluminación de pared a ambos lados de la cama. Esto agrega una luz funcional que no ocupará espacio en el piso o en la mesa de noche como lo harían las lámparas tradicionales. 

Elige cortinas claras: Aprovecha la luz natural y elige cortinas de gasa blanca o de colores claros para acentuar tus ventanas. Si prefieres cortinas oscuras para dormir, úsalas debajo de las cortinas claras y mantenlas levantadas mientras estés despierto. 

Limpia tu armario: Las habitaciones más pequeñas tienden a tener armarios más reducidos, así que para mantenerte organizado, asegúrate de revisar tu guardarropa cada temporada y rotar la ropa que usas. 

Como puedes ver, es completamente posible aprovechar un espacio pequeño usando sencillos trucos para hacerlo ver más grande y aireado. La idea ahora es que pruebes estos trucos y conviertas tus espacios en lo que siempre soñaste. Ya no tendrás que cambiar de vivienda para sentir que tienes un poco más de espacio, sin ser un experto puedes darle un giro a tus espacios reducidos para llevarlos al siguiente nivel.

Pin It on Pinterest